EN EL CONGRESO

Presupuesto 2018: Déficit, tarifas, deuda y una chicana a Kicillof

<p>Presupuesto 2018: Déficit, tarifas, deuda y una chicana a Kicillof</p>
19/09/2017 |

Los ministros Nicolás Dujovne y Luis Caputo defendieron este martes en Diputados las proyecciones incluidas en el proyecto oficial. Dujovne puso énfasis en lo "imprescindible" de achicar el rojo fiscal. Reiteró la que la reforma tributaria será "gradual y balanceada". Caputo defendió la política de endeudamiento y destacó que el pasivo crece a menor ritmo que en los años previos al recambio de Gobierno. Tenso cruce entre el ministro de Hacienda y el exministro K.

Presupuesto 2018: Déficit, tarifas, deuda y una chicana a KicillofLos ministros de Hacienda, Nicolas Dujovne, y de Finanzas, Luis Caputo, este martes en la Comision de presupuesto y Hacienda de la Camara de Diputados para hablar del proyecto del Presupuesto 2018. Foto: NA.
Los ministros Nicolás Dujovne (Hacienda) y Luis Caputo (Finanzas) defendieron este martes en el Congreso los lineamientos del proyecto de Presupuesto para el próximo año. Dujovne y Caputo se hicieron presentes ante la comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados, que preside el macrista Luciano Laspina.

El ministro de Hacienda afirmó que “es imprescindible seguir bajando el déficit el año próximo”, porque al descender “también le hacemos lugar al sector privado en la economía”.

 

“La pauta de 3,2% es un componente crucial de nuestro objetivo de tener una economía más sana, y seguir luchando por la reducción de la pobreza”, sostuvo ante diputados en la Comisión de Presupuesto y Hacienda.

Consultado por el diputado Diego Bossio (Bloque Justicialista), sobre la caída en la inversión en el sector de la construcción y el futuro de la obra pública, Dujovne ratificó que se le asigna “una prioridad fundamental” a esta área y que “el gasto en infraestructura va a pasar al 3,5% del PBI” el año que viene. “Nuestro programa de obra pública sigue y va a tener más peso que en 2017”, agregó.

“Aún en un año en el cual redujimos el déficit, seguimos llevando adelante el plan de infraestructura más importante que hemos tenido en décadas”, insistió y le respondió al extitular de la ANSeS que la utilización de $20 mil millones del Banco Nación para obras no es para descapitalizarlo sino para hacer “un uso eficiente” de recursos que “recién los va a necesitar dentro de tres años”.

Bossio también advirtió que ve una sobreestimación de las exportaciones estimadas para 2018, pero el ministro señaló que en el Gobierno “pensamos que no es así”. “Las exportaciones el año que viene van a tener un muy buen desempeño”, abogó y mencionó que la recuperación en Brasil “va ser un efecto dinamizador” en este sentido.

Por otro lado, Dujovne, evitó estimaciones sobre los próximos aumentos de las tarifas de servicios públicos.

Al momento de las preguntas, el diputado Pablo López (FIT) resaltó que el Presupuesto 2018 “contempla una caída de los subsidios” y consideró que en el Gobierno “no es posible que no tengan una estimación del costo que van a pagar los usuarios” en las tarifas.

Señaló que “hay que informarlo y no esquivarle al bulto porque estamos iniciando un proceso electoral”. Por otra parte, el legislador dijo que “el déficit pasa, entre otras cosas, por la baja de la presión tributaria para los grupos empresarios y no para la población. Entendemos a eso va a apuntar la ley de reforma”.

En ese sentido, Dujovne respondió que “es apresurado decir que el déficit se genera por la reducción de los impuestos a las empresas en una reforma tributaria que todavía no hemos traído al Congreso”, y subrayó que la reforma será “gradual y balanceada en términos de recursos, porque algunos tributos van a bajar y otros tendrán que compensar”.

Pero sobre los posibles aumentos en las tarifas, el ministro no detalló estimaciones y optó, en cambio, por enfatizar en los beneficiarios alcanzados por la tarifa social. “Hemos pasado de un esquema en el cual se subsidiaba a las empresas, a un esquema en el cual estamos subsidiando a las familias”, manifestó.

Y remarcó: “Hemos pasado a cubrir con tarifa social a 4,4 millones de hogares en electricidad, 1,6 millones en gas de red, pasamos de 19 mil hogares en 2015 a 260 mil hogares para agua potable. Y en transporte, la tarifa social pasó de 2,1 millones de usuarios a 3,4 millones”.

Defensa del endeudamiento

A su turno de hablar, el ministro de Finanzas, Luis Caputo, informó que la deuda pública al 31/08 de este año llega a los US$302.700 millones, de los cuales un 70% corresponde a títulos públicos.

Reconoció que la deuda “está subiendo”, pero enfatizó que lo hace “a menor ritmo” que en los 5 años anteriores a 2015, cuando “alcanzó casi 15 puntos” de incremento, un promedio de 3 puntos por año. Además, pronosticó que la deuda del sector privado y con organismos internacionales “se va a estabilizar en 2020, y a partir de ahí va a descender”.

“Argentina es uno de los países que mayor proporción tiene de deuda intra-sector público. Es por eso que miramos la deuda neta. Cuando evaluamos la situación de la deuda nos enfocamos en la privada, porque es la que está sujeta a refinanciamiento”, explicó el funcionario en el marco del debate del Presupuesto 2018.

También detalló que “el 73 por ciento de la deuda emitida corresponde a legislación argentina y el 27 a legislación externa”. “El objetivo es cada vez tener más deuda en nuestra moneda local”, dijo y agregó: “Y más deuda interna, es decir, financiada por los argentinos, porque la intención es dejar de depender del financiamiento externo, porque esa es la parte que no controlamos”.

El titular de la cartera de Finanzas, abogó por que “vamos a llegar al equilibrio fiscal, vamos a discutir las formas, nosotros creemos que tiene que ser gradualmente” y, por otra parte, que “la deuda neta del sector privado se va a estabilizar en 2020, y a partir de ahí va a descender”. Además destacó los “niveles más bajos de riesgo país” que “pasó de más de 12 mil puntos a los 375 puntos”.

Cruce con Kicillof

Uno de los momentos más tensos del debate de este martes fue el cruce que protagonizaron el ministro Dujovne y el diputado kirchnerista Axel Kicillof, extitular del Palacio de Hacienda, quien había acusado al gobierno de Cambiemos de cambiar "tres veces" la metodología de medición del rojo fiscal.

Dujovne respondió que el único cambio metodológico que se hizo fue "decir la verdad".

"Ustedes deben reconocer que en 2015 hubo un déficit fiscal de 1,5 puntos del Producto y ustedes lo llevaron en 2016 al 2,2 y ahora a 4 puntos. Ustedes tienen que admitir que incrementaron el déficit por medidas equivocadas", dijo Kicillof.

El exministro de Economía aseguró que el proyecto de ley del Ejecutivo subestima el ajuste del gasto público que realizará en 2018 porque plantea que será del 1% del Producto, cuando "en realidad alcanzará el 2,6%, será más brutal y contra sectores como la educación, la ciencia y la promoción del empleo".

Kicillof estimó que el ajuste de tarifas que se aplicará a partir de enero será del 50%, por lo que se acumulará un alza del 1.400% desde la asunción de Macri, debido a una intención de "dolarizar las tarifas".

Dujovne interrumpió al diputado para decirle que el único cambio de metodología que hizo el macrismo desde que accedió al Ejecutivo fue "decir la verdad" sobre la situación de la Argentina.

Kicillof prosiguió acusando al Gobierno de haber aumentado la deuda de forma "irresponsable" en casi u$s 100.000 millones en menos de dos años y de pagar comisiones multimillonarias por ello a los bancos intervinientes en las operatorias.

El ministro de Hacienda tomó el micrófono y devolvió el ataque: "No puedo hacer más que ratificar lo dicho por Kiciloff. Hemos hecho un cambio metodológico muy importante que afecta a toda la contabilidad nacional y al sistema de precios y es ni más ni menos que decir la verdad".

"Creemos que ese cambio metodológico es muy relevante, y estamos convencidos de que la sociedad Argentina también cree lo mismo", sostuvo Dujovne.

Y continuó: "Si vamos a ir a la historia nosotros también, como hizo el Diputado Kicillof, digamos que en el 2014 ustedes proyectaron un crecimiento del 6% y caímos 2,5%. Entre 2012 y 2015 proyectaron 5% y el observado fue 0%. Ahora, yo creo que hay una cuestión metodológica básica en la cual tenemos que ponernos todos de acuerdo antes de seguir hablando que es decir la verdad. La metodología básica es decir la verdad y nosotros decimos la verdad. Nada más".

Al momento de las respuestas, Dujovne también hizo hincapié en la suba de inversiones -como insistió a lo largo de la exposición de cuatro horas-, para que “la economía pueda crecer sostenidamente y sin inflación”.

“Venimos de una tasa de inversión estancada durante muchísimos años y afortunadamente al haber empezado a resolver los problemas que nos dejó el actual diputado (Axel) Kicillof, estamos logrando que la economía pueda volver a generar inversión, crecimiento y empleo”, disparó el funcionario.