CONSECUENCIA$

Inundaciones: La preocupación aparece cuando peligra la $oja

<p>Inundaciones: La preocupación aparece cuando peligra la $oja</p>
11/04/2017 |

Las inundaciones devastaron Comodoro Rivadavia. La Madrid, en Tucumán, quedó bajo el agua. Jujuy, Salta, Catamarca y La Rioja también sufrieron temporales. Pero las noticias sobre las inundaciones ahora cobraron otra dimensión porque empezaron a afectar a la cosecha de Soja y entonces empiezan los cálculos sobre cuál será el impacto en la recaudación.

Se calcula que están en riesgo unos US$ 5000 millones de la producción sojera, 4,5 millones de hectáreas plantadas están sin cosechar y el temporal dejó en duda el récord de 130 millones de toneladas que anunció el Gobierno nacional.

 

Inundaciones: La preocupación aparece cuando peligra la $ojaGeneral Villegas, bajo el agua
Las inundaciones ahora son tapa de todos los diarios. Otro ejemplo del centralismo que se sigue viviendo en Buenos Aires. La cuestión tiene una mayor cobertura en varios medios de comunicación porque las lluvias han complicado la cosecha de Soja. Poco fue el interés por el desastre que vive Comodoro Rivadavia, o en otras ciudades del Interior como La Madrid en Tucumán donde la gente perdió todo. Ahora el centro de atención es General Villegas en la Provincia de Buenos Aires y las zonas bajo agua donde se cultiva la Soja.

En la Zona Núcleo argentina, se confirmaron los pronósticos meteorológicos y se registraron lluvias aún superiores a las esperadas .”Junín acumuló 230 mm en este fin de semana. La región recibió lluvias por encima de los 100 mm que encienden la señal de alerta y si se repitieran las lluvias el próximo fin de semana, pueden empezar a afectarse los niveles de rindes”, advirtieron desde la Guía Estratégica para el Agro (GEA) de la Bolsa de Comercio de Rosario.

De acuerdo a la BCR, las lluvias del fin de semana tuvieron tres epicentros de acción: el sudeste de Corrientes, noreste de Buenos Aires y sudeste de Santa Fe, y sudeste bonaerense.

Estas lluvias abundantes, no son buena noticia en medio de la cosecha de soja, ya retrasada con respecto al año anterior. “Las lluvias impactaron con registros superiores a los 100 mm en el corazón de la región núcleo. Allí la cosecha de soja viene retrasada en 20 puntos respecto de lo que indican los promedios de años anteriores. En cifras son 4,5 millones de hectáreas que faltan por recolectar de la oleaginosa, entre el 60% que falta de soja de primera y el total de la de segunda”, detallaron dese la GEA.

El diario El Cronista titula en tapa con la cifra aproximada de pérdidas que representa el temporal: “están en riesgo unos US$ 5.000 millones de la producción sojera”.

Y agrega: “Hay 4,5 millones de hectáreas plantadas con soja aún sin cosechar y crece el temor por pérdidas si el clima empeora. En Rosario la posición disponible subió 1,5%. Incertidumbre sobre los daños que provocarán las excesivas y generalizadas precipitaciones que superaron, en algunas zonas hasta duplicaron, los 100 milímetros durante el fin de semana, en plena cosecha gruesa”.

Habría unas 4,5 millones de hectáreas entre soja de primera y de segunda sin recolectar en la zona núcleo (que integran varias ciudades bonaerenses, de Santa Fe y Córdoba), en medio de una campaña que ya a fines de la semana pasada llevaba un retraso de 20 puntos porcentuales sobre los niveles históricos.

En total hay 14 millones de toneladas de soja en peligro por la demora en la recolección y las condiciones de anegamiento e inundación.

Según el relevamiento del matutino, en General Villegas se perdió producción agrícola y además muchos tamberos debieron abandonar sus tareas.

En el partido de Junín, también hay serios problemas con los anegamientos. Entre las lluvias de este fin de semana y del anterior, se acumularon 370 milímetros.

En tanto, el portal La Política Online destaca que el temporal complicó el récord de 130 millones de toneladas que anunció el Gobierno nacional y remarca que ahora el tema pasó al primer lugar de las preocupaciones de la Casa Rosada, incluso por encima del conflicto docente tras el desalojo de los maestros de la Plaza Congreso.

A fines del año pasado, el Ministerio de Agroindustria había afirmado que durante la campaña 2016/17 se alcanzaría un nivel récord de 130 millones de toneladas, sumando los principales cultivos agrícolas. Sin embargo, la estimación de la cartera que conduce Buryaile no tuvo en cuenta que el cambio climático alteró por completo los ciclos agropecuarios y la Argentina, lamentablemente, entró en una etapa de desastre por segundo año consecutivo en el mes de abril, asegura LPO.

Si bien aún no hay datos oficiales sobre los daños registrados por las recientes lluvias, hasta la semana pasada la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) llevaba contabilizadas unas 516 mil hectáreas de soja perdidas mayormente por excesos hídricos.

El diario La Nación lleva en su tapa impresa de este martes 11/4 (pero no la reproduce en la portada de su web esta mañana) las inundaciones ocupando ya el 30 por ciento del campo bonaerense con Rauch y Junín como los partidos más afectados.