El Mundo

Al Qaeda capturó una base aérea en Siria

<p>Al Qaeda capturó una base aérea en Siria</p>
09/09/2015 |

Las tropas sirias se han retirado de una importante base aérea en el noroeste de Siria, dijo la televisión estatal, después de un asedio de 2 años por los insurgentes liderados por los islamistas, elevando la presión sobre las zonas costeras controladas por el gobierno al norte de la capital.

El Frente al Nusra, la filial siria de Al Qaeda, se hizo con el control del aeropuerto de Abu al Zuhur, la última base militar del régimen en la provincia septentrional de Idleb y que estaba cercado desde hace más de 2 años.

En una noticia de última hora, la televisión estatal siria dijo que la guarnición del Ejército que había defendido el aeropuerto militar de Abu al-ḟuhÅ«r había evacuado el puesto.

El Observatorio Sirio de Derechos Humanos explicó en un comunicado que los extremistas aprovecharon el mal tiempo y las tormentas de arena para lanzar una gran ofensiva contra el aeródromo.

También fuentes rebeldes dijeron que el Frente Nusra de Al Qaeda había liderado la captura del aeropuerto. Nusra forma parte de una coalición de grupos islamistas llamado el Ejército de la Conquista, que se ha apoderado de la mayor parte de la provincia circundante de Idlib.

Los combates entre el Frente al Nusra, que cuenta con el respaldo de otras milicias islamistas rebeldes, y las tropas del régimen sirio prosiguen en los alrededores de la base.

No hay cifras hasta el momento de bajas, aunque la ONG apuntó que hay un número indeterminado de muertos y prisioneros en las filas gubernamentales.

El aeropuerto estaba paralizado desde hace tiempo ya que los aviones del Ejército sirio no podían despegar de esa base.

A fines de agosto pasado, más de 40 soldados sirios y rebeldes islamistas y yihadistas murieron en combates por el control de este aeropuerto.

La provincia de Idleb está casi en su totalidad en manos de la rama de Al Qaeda y de otros grupos rebeldes sirios. Las fuerzas afines al régimen solo controlan las localidades de mayoría chií de Kefraya y Al Fua.

Hace dos días, el grupo yihadista Estado Islámico se hizo además con el control del último yacimiento de petróleo que controlaban las autoridades, situado en la provincia central de Homs.

El aeropuerto, que era uno de los últimos bastiones militares que quedan en la provincia de Idlib, llevaba bajo asedio de los rebeldes casi dos años. Otra importante base al este de Aleppo, Kweiris, está sitiada por extremistas del Estado islámico.

El Frente Nusra ha ido avanzando por el noroeste de Siria junto a otros grupos insurgentes desde mayo, haciéndose con la ciudad de Idlib, la ciudad de Jisr al-Shughour y acercándose a zonas costeras controladas por el gobierno al norte de la capital.

Rami Abdulrahman, del Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, dijo que los miembros de una milicia progubernamental local seguían en dos aldeas chiíes en la provincia de Idlib, pero que el Ejército se habían retirado de la provincia.

Siria acusa a Turquía de financiar y ayudar a los rebeldes que pretenden derrocar al gobierno. Damasco dice que combatientes yihadistas extranjeros que han entrado en territorio sirio gracias a Turquía han desempeñado un papel fundamental en los avances de rebeldes en esa zona.