Imprimir
15/09/2014 | 07:45hs
•POLICIALES

Marchó para pedir por justicia tras caso de femicidio

El caso de la mujer que fuera quemada por su propio esposo el fin de semana último y que luego de agonizar tres días falleció en el hospital local, motivó que los familiares y amigos de Adriana Inés Dos Santos, en este caso la víctima fatal; se movilizaran en la tarde - noche de este jueves a través de una marcha por las calles de Santo Tomé para pedir justicia y castigo para Carlos Ponce, el autor del caso de femicidio. El ministro del STJ Alejandro Chaín y la jueza de la causa lo recibieron en el juzgado de instrucción.

 


La columna de manifestantes comenzó su recorrido por avenida San Martín y Uruguay a las seis de la tarde en punto. Pancartas con inscripciones pidiendo “justicia y castigo para Carlos Ponce”; familiares, amigos y vecinos de quien fuera en vida Inés Dos Santos pedían a viva voz que se haga justicia y no se permita que el victimario pueda salir en libertad.

Tras llegar hasta el frente de la Unidad Regional Quinta y del Juzgado de Instrucción, el clima se volvió tenso y por espacio de algunos minutos se repitieron pedidos para que no haya impunidad en este caso de femicidio. Luego se entonaron las estrofas del himno nacional argentino e inmediatamente comenzaron a pedir que “salga el comisario” a dar algunas explicaciones a la gente que consideraba que desde la Policía de Corrientes debían darse.

Así fue que el comisario mayor Delfín Ferreyra, director de la Unidad Regional Quinta recibió en su despacho a los familiares de Inés Dos Santos y escuchó las innumerables inquietudes que se le plantearon, fundamentalmente porque a pesar de las más de veinte denuncias que se formuló contra Carlos Ponce, este nunca quedó detenido o en todo caso por que la justicia no tomó cartas en el asunto a fin de prevenir lo que finalmente ocurrió.

En líneas generales, las explicaciones del jefe policial fueron que “la policía es auxiliar de la justicia y no disponen de facultades para detener o dejar en libertad a ninguna persona”.

Posterior a esto la manifestación continuó su recorrido hasta la Extensión Aúlica de la UNNE, lugar este donde se estaba por desarrollar un encuentro de jueces y magistrados de Santo Tomé y Sao Borja y que contó con la presencia del ministro del STJ Alejandro Chain. Los manifestantes querían que alguna autoridad judicial los reciba. A esa altura de los acontecimientos el clima se iba caldeando aún más de lo que estaba.

En principio las autoridades judiciales no demostraron mucho interés en recibir a los familiares de la víctima, pero la presión se hacía insostenible y así fue que el juez Chaín para descomprimir la situación accedió a dialogar un par de minutos y comprometerse para luego recibirlo en el despacho de la propia jueza Olga Tabachi. Así fue que el encuentro se produjo una hora más tarde donde aparte del juez Chaín, también estuvo la propia doctora Olga Tabachi que es quien entiende en la causa.

Según relató a este portal Marta Dos Santos una de las hermanas de la víctima; el doctor Chaín le manifestó que en el juzgado de instrucción la única denuncia que había era la que se hizo en el mes de julio, justo el día cuando Argentina jugaba contra Holanda por el mundial de fútbol.

Esa tarde y según el testimonio de las hermanas de Inés Dos Santos, Ponce le propinó una tremenda golpiza a su esposa a punto tal que le desfiguró el rostro a trompadas y le habría colocado un espadín en el cuello amenazándola que la iba a matar.

De ahora en mas restará saber qué es lo que pasó con las otras innumerables denuncias que se formularon en las distintas seccionales policiales, de las cuales sola una se encuentra en el Juzgado de Instrucción. O en todo caso porque no se le habría dado cursos a las mismas o bien poder saber si fueron desestimadas y luego pasadas al archivo.




Link:
http://www.sintesiscorrientes.com/notix/noticia/17844_marcho_para_pedir_por_justicia_tras_caso_de_femicidio-3.htm