Imprimir
14/01/2014 | 10:37hs
•EL MUNDO

Sacyr promete a Panamá concluir la ampliación del canal

Los retrasos que se ciernen sobre "la construcción del siglo" representan una gran amenaza para la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) que, pese a afirmar que tiene mecanismos para obligar a los contratistas y un plan alternativo para finalizar la ampliación a tiempo, ha provocado más de un desvelo más allá del país centroamericano.

 En ciudades como Miami o Cartagena, pero también en Jamaica, Costa Rica y otros, se asegura que millones de dólares penden de que se termine la ampliación mientras continúa la polémica desatada por el consorcio de contratistas hispano-italiano que exigen a ACP US$1.600 millonespor "sobrecostos".
 


Representantes de la aseguradora Zurich, contratada por el consorcio constructor GUPC para garantizar la culminación de las obras de ampliación del Canal de Panamá, se reúnen el lunes 13/01 con el administrador de la infraestructura, Jorge Quijano.

El Grupo Unidos por el Canal, liderado por Sacyr y encargado de la ampliación del Canal de Panamá, ha solicitado un plazo adicional de 1 año y 4 meses para acabar las obras sobre la fecha de octubre de 2014 fijada en el contrato, según consta en las reclamaciones presentadas a la Autoridad del Canal por los sobrecostes que asegura acumula el proyecto, que cifra en US$1.625 millones (unos 1.200 millones de euros).

Esta extensión del plazo de ejecución de la ampliación del Canal, que llevaría su conclusión a 2016, "aún no se ha obtenido, estando en proceso de reclamación", según explica Sacyr en respuesta a un requerimiento de información de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

No obstante, indica que la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) ha admitido el "retraso estimado" en el último programa de ejecución de obras presentado por el consorcio, que lo cifra en 220 días, esto es, lo sitúa en junio de 2015.

"En definitiva, la evolución de los trabajos apuntan a que la obra finalizará con posterioridad a la fecha oficial (octubre de 2014), pero con anterioridad al plazo adicional que el consorcio justifica en sus reclamaciones", señala Sacyr en la respuesta remitida al supervisor del mercado, con fecha del 10 de enero, en la que destaca las "medidas de aceleración" de la obra que el consorcio ha puesto en marcha: "más inversión, más equipos y más personal".
El presidente de la empresa española Sacyr, Manuel Manrique, ha afirmado a la agencia Efe que el consorcio Grupo Unidos por el Canal, "va a terminar" el proyecto de ampliación del Canal de Panamá.

Manrique ha pedido que se tenga "confianza" en las negociaciones de las partes para superar el problema de "flujo de caja" que amenaza con paralizar las obras este mes.

En una entrevista concedida a Efe, Manrique ha asegurado que las conversaciones con la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) son "constantes" y están "avanzado".

"Y seguimos el proceso dentro del contrato, lo cual quiere decir que nosotros vamos a hacer este canal, vamos a terminar este proyecto dentro del contrato, que tiene muchas páginas y es muy complejo", ha subrayado.

La decisión de la Junta de Resolución de Conflictos (DAB, por su sigla en inglés) "es obligatoria para las partes, nosotros vamos a cumplir lo que diga y la ACP, me consta y estoy segurísimo, que también. Si seguimos sin estar de acuerdo sigue el tribunal de arbitraje internacional, y estoy seguro que la ACP lo va aceptar perfectamente y nosotros también".

"En mi mente no pasa, ni gasto un minuto de mi energía, en la búsqueda de otro tipo de soluciones (distintas a culminar las obras), y además, le voy a decir una cosa: lo vamos a conseguir. Hay que ser un poco optimista. Lo vamos a conseguir", ha añadido.

Manrique ha explicado, además, que la propuesta financiera divulgada esta semana por Impregilo, socio italiano del consorcio, que planteaba a la ACP nuevos desembolsos de entre US$500 millones y US$1.000 millones "es antigua" y ha quedado desfasada.

La propuesta fue rechazada por el administrador de la ACP, Jorge Quijano, que la tildó de "imposible" por estar "fuera del contrato", lo mismo que otra planteada por Grupo Unidos por el Canal GUPC, que implicaba que la Autoridad desembolsara US$400 millones.

La ACP se ha mostrado dispuesta a un nuevo adelanto de 100 millones de dólares, adicionales a US$784 millones ya desembolsados, otorgar 2 meses una moratoria al pago de un anticipo de US$83 millones, y que el GUPC aporte otros 100 millones para evitar la paralización y garantizar los trabajos por los próximos "dos a cuatro meses".

La Autoridad del Canal también ha dicho que el contrato prevé mecanismos para finalizar la obra sin el contratista original y que está dispuesto a invocarla de ser necesario.




Link:
http://www.sintesiscorrientes.com/notix/noticia/16441_sacyr_promete_a_panama_concluir_la_ampliacion_del_canal-2.htm