Imprimir
21/10/2010 | 10:20hs
•EL MUNDO

Uruguay considera "inevitable" dar a la Argentina la información bancaria

El título de la portada del matutino El Observador, de Montevideo, Uruguay, es el siguiente: "Gobierno considera inevitable tener que dar datos bancarios a Argentina". Uruguay intenta salir de la llamada "lista gris" de la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico), que castiga a los "paraísos fiscales", y para ello realizaría diversas concesiones, tal como hizo Panamá, que ya tiene fecha de salida de la lista.  

El ministro de Economía y Finanzas uruguayo, Fernando Lorenzo, firmó ayer (martes 19/10) en Suiza con su par de Finanzas, Hans-Rudolf Merz, un acuerdo para evitar la doble tributación.

Uruguay suma 5 acuerdos para evitar la doble tributación -que incluyen el estándar de intercambio de información fiscal según el modelo de la OCDE- y 1 para intercambiar información.

Así tiene 6 acuerdos y quedó a mitad de camino de salir de la 'lista gris' de la OCDE de jurisdicciones que se han comprometido con el estándar pero no lo han implementado sustancialmente. Para ello, debe lograr al menos 12 acuerdos.

Hasta ahora, Uruguay firmó convenios para evitar la doble tributación con México (único ratificado por el Parlamento uruguayo), España, Portugal, Alemania y Suiza.

Además, firmó 1 acuerdo de intercambio de información con Francia, que a los efectos de la lista de OCDE es válido como los otros.

En agosto, el integrante de la Asesoría Tributaria del Ministerio de Economía uruguayo, Fernando Serra, había dicho al matutino El País, de Montevideo, que "difícilmente" se logre llegar a los 12 acuerdos firmados antes de fin de año.

Uruguay tiene otros 6 acuerdos cuya negociación culminó y están en distinta etapa de traducción para quedar listos para la firma.

En ese marco aparece la presión argentina para que Uruguay le ceda información de argentinos que operan en la banca uruguaya.

Debe recordarse que en el Senado uruguayo ya prosperó un proyecto de reforma tributaria que, entre otras cuestiones, flexibilizará el levantamiento del secreto bancario en el país.

Esa iniciativa, que también plantea cobrar impuestos a la renta a las cuentas de extranjeros residentes en Uruguay, se espera que pueda entrar en vigor el 01/01/2011.

El levantamiento del secreto bancario será posible en Uruguay, si bien sólo se aplicará "por vía judicial" y para aquellos países "que tengan firmados los tratados correspondientes con el país".

Para casos relativos a uruguayos, sólo podrá pedir el levantamiento el director de la Dirección General Impositiva (DGI) cuando encuentre "indicios objetivos" de que existen irregularidades en el manejo de una cuenta.

La idea de aligerar el secreto bancario en Uruguay planteada por el oficialismo como un paso para quitarle al país la etiqueta de 'paraíso fiscal' impuesta por algunos países desarrollados fue criticada por parte de la oposición, que lo consideró una presión de los países desarrollados.

La persistencia del secreto bancario ha sido una de las políticas más cuestionadas en Uruguay durante el año pasado, después de que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) colocara en marzo de 2009 al país en la 'lista gris' de países que incumplen con los estándares de intercambio de información en materia fiscal.

Esa situación provocó que el Gobierno, presidido entonces por Tabaré Vázquez, asegurara su compromiso para seguir las normas de la OCDE de transparencia fiscal para salir de la lista y avanzó en alcanzar acuerdos de intercambio de información tributaria con doce países, entre los que se encuentran España, Portugal y Canadá, entre otros.

José Mujica, siendo precandidato presidencial por el Frente Amplio (FA), dijo: “El secreto bancario cumplió una etapa y no está para nada a tono con una política de integración”.

Según el Banco Central de Uruguay, el sistema bancario tiene más de US$ 14.000 millones. De ellos, el 18% pertenece a no residentes. Es decir que en el sistema hay no menos de US$ 2.600 millones de argentinos.

En la crisis de 2001, los depósitos de argentinos y brasileños representaban el 54% de las tenencias de los bancos privados del Uruguay, unos US$ 5.300 millones.

Pero de todos modos es mucho dinero y habrá que ver si permanece en Uruguay o se marcha.

El 60% está concentrado en 4 de los 13 bancos que operan en Uruguay: ABN-Amro, Nuevo Banco Comercial, Itaú y Santander.

 




Link:
http://www.sintesiscorrientes.com/notix/noticia/02808_uruguay_considera_inevitable_dar_a_la_argentina_la_informacion_bancaria-3.htm