Imprimir
30/06/2010 | 16:23hs
•SOCIEDAD

Amplian la superficie sembrada

Con vistas a la próxima campaña arrocera, en la cual se buscará superar las 100 mil hectáreas sembradas, los dirigentes del sector impulsan la ampliación de la superficie en campos del Centro-Sur y la costa del Paraná, en Itá Ibaté, Goya y Lavalle. En la Reserva del Iberá, los campos con arroz no superan las 2 mil hectáreas.
 

La zona Centro-Sur, donde el riego se realiza con represas, es una de las más óptimas para el arroz.
Tras una cosecha que arrojó unos 400 millones de kilos, y con vistas a una campaña exitosa por la disponibilidad de agua, el sector arrocero busca ampliar la superficie sembrada dentro de la provincia. En este marco, desde la Asociación Correntina de Plantadores de Arroz (Acpa) consideran que las zonas con mayor potencial son el Centro-Sur, donde los campos se riegan con represas, además de la costa del Paraná Norte y Sudoeste, aunque para ello buscan inversiones energéticas. De este modo, desligaron la posibilidad de promocionar la ampliación el área de siembra dentro de la Reserva del Iberá, una cuestión por la cual mantienen fuertes disputas con grupos ambientalistas.
Las expectativas con vistas a la campaña arrocera 2010/11 son altas, teniendo en cuenta las importantes lluvias que se registraron en la provincia -y que perjudicaron la siembra pasada-. Por esta cuestión, desde la Acpa buscan que se amplíe el área sembrada en la provincia, para superar las 100.000 hectáreas en el próximo proceso productivo, que comenzará en los próximos meses. Y en este aspecto, existen algunas regiones de la provincia con aptitudes agrícolas altamente favorables, donde la dirigencia apunta a poblar los campos con el cultivo.
El presidente de la Acpa, Cristian Jetter, explicó que la zona Centro-Sur de la provincia, comprendida por los departamentos Mercedes, Curuzú Cuatiá, Monte Caseros y Paso de los Libres, entre otros, es la que mejores condiciones presenta en la actualidad. Esta es una región donde se riega mediante sistemas de represas, “una modalidad que viene creciendo”, dijo el productor y dirigente, a la vez que consideró que su potencial se da debido a que el nivel de agua en estos reservorios es importante por las lluvias que se registraron en la provincia en los últimos meses de 2009 y los primeros de este año.
Jetter comentó que otra zona con buenas condiciones para ampliar su área de siembra es la costa del Paraná, precisamente en el departamento Itá Ibaté, donde existen varias explotaciones arroceras y molinos que procesan la producción. No obstante, el dirigente consideró que para el desarrollo óptimo de esa zona son necesarias inversiones energéticas que posibiliten mejorar los sistemas de riego por bombeo con aguas del Paraná.
Similar es la situación de los campos arroceros en los departamentos Goya y Lavalle, en la zona Sudoeste de Corrientes. Allí se sitúan varios campos con posibilidades de ampliar su superficie sembrada, pero también se utilizan sistemas de bombas para el riego del grano, modalidad que actualmente se realiza mediante sistemas a gasoil. “El sistema eléctrico tiene menores costos y haría que la producción de esas regiones sea más competitiva”, explicó el titular de la Acpa.
En este contexto, Jetter dejó en claro que no está en el espíritu de la asociación promocionar la ampliación del área de siembra dentro de lo que se considera la Reserva del Iberá. La aclaración vino de manos de una nota publicada en un portal agropecuario y un cable de una agencia de noticias, la cual señala que “movimientos empresarios intentan poner en productividad las zonas altas de los Esteros del Iberá, que ocuparían unas 800 mil hectáreas”.
La publicación cita al vicepresidente de la Acpa, Luis Carlino, quien sostuvo que “hay miles y miles de hectáreas que podrían cultivarse, pero hoy no se está haciendo nada porque se pretende privilegiar al turismo”. En diálogo con este medio, Carlino sostuvo que “antes el Iberá era una zona don-de había arroceras muy importantes, pero actualmente debe haber alrededor de 800 hectáreas en la zona de Carlos Pellegrini”. Cristian Jetter, por su parte, desmintió que se promocionen las inversiones dentro de la Reserva, aunque sostuvo que la entidad que representa busca que la costa del río Corriente, una zona tradicionalmente arrocera, sea excluida del área de Reserva.

 

 




Link:
http://www.sintesiscorrientes.com/notix/noticia/00632_amplian_la_superficie_sembrada-1.htm